Doma vaquera (parte 2)

Hace unos días que el Lcdo. Quijano nos invitó a comentar sobre la forma en que se desarrollan nuestras competencias de Paso Fino… también nos ha hecho una serie de observaciones muy interesantes en el tema Doma vaquera con garrocha… es muy interesante cómo estos dos temas, tan distintos entre sí, nos invitan a reflexionar sobre uno de los problemas que enfrentamos en nuestra raza: la funcionalidad de nuestros caballos…

Les invito a ver este nuevo video sobre “Doma vaquera” para ilustrarles lo que quiero decir…



 

Recuerdo que cuando yo era niño mi abuelo tenía un caballo hijo de Nochebuena Chocolatellamado Chocolate… fue en este caballo que mis primos y yo aprendimos realmente lo que era montar un caballo de Paso Fino… como Chocolate era capón (castrado), no podía competir en los eventos de Paso Fino o Bellas Formas, pero mi abuelo lo competía regularmente en la categoría de Condiciones Generales… claro, esto era cuando mi abuelo no lo estaba usando para salir de cabalgatas con sus amigos o para “voltear” la finca… Chocolate era un verdadero representante de nuestra raza… inclusive, Chocolate fue uno de los caballos que nos “representó” en el Madison Square Garden a comienzo de los ’60…Paso Finos en el Madison Square Garden

Chocolate, al igual que muchos caballos de su época, era un caballo funcional… porque cumplía a cabalidad la función para la cual se había desarrollado la raza… no hay duda que nuestra raza ha evolucionado, pero me pregunto: nuestros caballos, ¿siguen siendo funcionales?…

Permítanme darles otro ejemplo… para Cesar Figueroa (Cesar trabajó con nosotros por muchos años y vivió en nuestra finca hasta hace un año), su mayor orgullo era domar un caballo para que lo pudiera montar cualquier persona… decía él que en eso se comprobaba la habilidad del montador, en arreglar un caballo de tal forma que trabajara igual si importar la destreza del jinete… esto contrasta con algunos de los caballos que vemos hoy en día, donde encontramos caballos habilitados, caballos que solamente trabajan con un montador específico que “los entiende”…

Pienso que una de las causas para esto estriba en que a muchos de los dueños “modernos” no les interesa montar… y por ende, nuestro caballo ha pasado de ser un caballo de silla, a ser un caballo de exhibición… lo triste es que tiene las cualidades para ser las dos cosas, pero ni los criamos ni los domamos para eso…

Por eso es tan importante tener conciencia de la función para la cual fue desarrollada nuestra raza… y esta conciencia debe reflejarse tanto al momento de escoger los cruces en la recría, como en el momento de arreglar nuestros caballos y juzgarlos en la pista de competencia…

One Response to Doma vaquera (parte 2)

  1. JoseGuille Ruiz Cox January 3, 2010 at 9:04 pm #

    Chocolate: Para sus duenos. poseo una foto montando ese gran caballo poco antes de salir en una cabalgata en circa 1964. Sitio: Hacienda de Don Ramon Ruiz Cestero. Foto disponible para la familia de sus duenos. Nota: Ahora vengo a conocer que Chocolate era primo de nuestros campeones, Allegretto y Adagio.

Leave a Reply

*
To prove you're a person (not a spam script), type the security word shown in the picture. Click on the picture to hear an audio file of the word.
Anti-spam image